Vacas contra el coronavirus

La compañía estadounidense de biotecnología SAb Biootherapeutics ha inducido a las vacas genéticamente modificadas a bombear anticuerpos humanos que someten al SARS-CoV-2, el patógeno que causa la enfermedad mortal, y planea comenzar los ensayos clínicos de ellas este verano. “Esto es prometedor”, dice Amesh Adalja, médico especialista en enfermedades infecciosas en el Centro de Seguridad de la Salud de la Universidad Johns Hopkins. “Queremos tener tantas contramedidas como podamos”, añadió.

Para fabricar anticuerpos para tratar o prevenir enfermedades, las empresas suelen recurrir a fuentes como las células cultivadas o las plantas de tabaco. Pero hace casi 20 años, los investigadores comenzaron a desarrollar el enfoque ahora aplicado por SAb Biotherapeutics, empresa de Dakota del Sur, para producir anticuerpos. La compañía altera genéticamente a las vacas lecheras para que ciertas células inmunes transporten el ADN que permite a las personas producir anticuerpos.

Esa actualización permite a los animales fabricar grandes cantidades de anticuerpos humanos contra una proteína patógena inyectada en ellos, como la proteína de superficie ‘espiga’ del nuevo coronavirus.

Las vacas son buenas fábricas de anticuerpos, y no solo porque tienen más sangre que los animales más pequeños diseñados para sintetizar versiones humanas de las proteínas. Su sangre también puede contener el doble de anticuerpos por mililitro que la sangre humana, dice Eddie Sullivan, presidente y CEO de SAb Biotherapeutics.

Los animales pueden proporcionar otra ventaja. La mayoría de las compañías que intentan producir anticuerpos para combatir Covid-19 han depositado sus esperanzas en producir copias idénticas de una sola versión, un llamado anticuerpo monoclonal que se adhiere y se adhiere firmemente a una sección particular de un virus. En lugar de producir una sola variedad de anticuerpos, las vacas crean anticuerpos policlonales, un rango de moléculas que reconocen varias partes del virus.

Sin embargo, no todos piensan que las vacas son la mejor opción para producir anticuerpos. El médico de enfermedades infecciosas Manish Sagar del Centro Médico de la Universidad de Boston, dice que se mantendrá escéptico “hasta que vea más pruebas de que la producción de anticuerpos en las vacas es mucho más factible y económicamente viable” que otros métodos. Hasta el momento, no se han aprobado anticuerpos generados por los animales para tratar ninguna enfermedad.

Compártelo


Abrir chat
¿Te podemos ayudar?